ABOUT US

AGV

A la vanguardia desde 1946

AGV ha estado a la vanguardia desde 1946 y desde su fundación ha sido una fuerza motriz en el diseño de cascos y en las carreras de motos, innovando incesantemente en todas las facetas, desde la aerodinámica, el confort y la seguridad hasta la gráfica, el patrocinio y la publicidad.

AGV fue fundada en 1946 por Gino Amisano (1920-2009) y ganó rápidamente una reputación inigualable por sus diseños y materiales innovadores, probados en las pistas y desarrollados con pilotos patrocinados del Campeonato Mundial, incluyendo al 15 veces campeón mundial Giacomo Agostini y a la moderna leyenda de MotoGP Valentino Rossi.

AGV fue adquirida por la innovadora empresa italiana Dainese, especializada en ropa deportiva dinámica y de moto, en julio de 2007 y desde entonces sigue fortaleciéndose.

Combinando su experiencia en investigación y diseño, AGV y Dainese brindan soluciones de seguridad y prestaciones únicas que ofrecen protección avanzada de pies a cabeza.


El motociclismo deportivo se transformó

Gino Amisano fundó con orgullo la empresa tomando las iniciales de su nombre y ciudad (Amisano Gino Valenza) para formar el nombre AGV y así nació una leyenda. Una leyenda que transformaría casi todos los aspectos de las carreras de motos.

Amisano estudió de contable y adquirió experiencia previa como socio en una empresa dedicada a la fabricación de fundas de sillín de cuero y cascos blandos para ciclistas, y sus primeros productos fueron muy innovadores: sillines de cuero para las revolucionarias Lambretta y Vespa recién lanzadas al mercado, y un casco de cuero igualmente innovador.


Primer casco abierto y primer casco de fibra de vidrio

A diferencia de los cascos blandos de la época, el diseño innovador de AGV constaba de una parte exterior de cuero sobre un molde, cocida lentamente para formar una carcasa protectora rígida a la que se aplicaba un cómodo forro de cuero acolchado que absorbía los impactos. Y así nació el primer ejemplo del concepto de casco moderno.

AGV experimentó con una amplia gama de materiales alternativos hasta llegar a una solución innovadora que marcó un desarrollo revolucionario en el diseño de cascos, fabricando el primer casco de fibra de vidrio en 1954.

El próximo gran logro fue dos años más tarde cuando AGV reemplazó su clásico “casco de huevo” o “ligero” con el diseño mucho más protector y envolvente del casco “Jet”.


Cambios radicales de la pista a la gran pantalla

AGV también marcó la diferencia en muchos sectores fuera del diseño del casco.

Revolucionó la vida en la pista al involucrar a los mejores campeones en las pruebas y en el desarrollo de sus diseños pioneros, comenzando con el piloto estrella de MV Augusta Carlo Bandirola, uno de los primeros en adoptar el primer modelo de fibra de vidrio. Le siguió Renzo Pasolini, que solo pasó de su querido AGV Jet a los cascos integrales de la empresa que ganaron el campeonato en los años setenta.

AGV también fue la primera empresa en dejar huella en la pista cuando en 1958 fue la primera en hacer publicidad, colocando un anuncio en una curva muy marcada. En pocos meses, la empresa se había convertido en un nombre familiar, su logotipo se veía a menudo en los periódicos y las revistas de todo el mundo, como se vería más tarde en la televisión.

Amisano siguió esta estrategia, haciendo que sus productos participaran en películas como “Amantes” de De Sica, protagonizada por Faye Dunaway y Marcello Mastroianni.

Estos logros sirvieron de trampolín y la visibilidad internacional de AGV cambió radicalmente en 1972, cuando Amisano emprendió un programa de patrocinio de pilotos de moto que sigue hasta nuestros días. Es como pasar lista de los mejores campeones y de los pilotos mundiales más estimados, desde Marco Lucchinelli, Franco Uncini, Kenny Roberts, Barry Sheene, Randy Mamola, Johnny Cecotto, Steve Baker y Angel Nieto a los gigantes de todos los tiempos, Giacomo Agostini y Valentino Rossi, que han utilizado cascos de AGV a lo largo de su carrera profesional.

La estrecha participación de los pilotos de AGV en el diseño, las pruebas y el desarrollo de sus cascos culminó con la participación intensiva del pluricampeón mundial Valentino Rossi, al que se nombró Presidente Honorario de la empresa en 2008.

Otra importante innovación en la pista gracias a la visión de Amisano y a la generosidad de la milagrosa “Clínica móvil” de Claudio Costa que comenzó a ofrecer asistencia médica a los pilotos en 1977.


Haciendo del casco integral una solución completa

Mientras tanto, el desarrollo del casco continuó a paso acelerado y en 1969 AGV fue el nombre del primer casco integral que apareció en un Gran Premio de Italia, y que Alberto Pagani utilizó en Imola. Los modelos AGV mejoraron en cuanto a confort, aerodinámica y campo de visión de los primeros ejemplares que aparecieron en los Estados Unidos, y que adoptaron este mismo el diseño. Estos puntos fuertes y la seguridad tan mejorada de sus modelos aseguraron su adopción inmediata no solo por parte de los mejores pilotos de moto, sino también de los de Fórmula 1. En pocos años, Emerson Fittipaldi, Niki Lauda y Nelson Piquet lucieron el logotipo de AGV.


Para el futuro y más

El logotipo en sí también se modernizó, al volverse más expresivo con las iniciales AGV y el color blanco, verde y rojo de la bandera italiana, incorporados en el perfil de un casco integral visto por detrás que era (a Amisano le gustaba bromear) cómo los rivales de Agostini siempre veían su casco en la pista.

Este sentido de la diversión siempre ha distinguido a AGV en lo que respecta a los colores del casco y la gráfica, y la ha mantenido a la cabeza con los diseños multicolores que expresan el carácter exuberante de Valentino Rossi.

Compartiendo una trayectoria parecida de pasión, creatividad y éxitos en el campeonato mundial, AGV fue adquirida por la innovadora empresa italiana Dainese, especializada en ropa deportiva dinámica y de moto en julio de 2007, lo que permitió a las dos empresas combinar su extraordinaria experiencia en soluciones modernas para brindar protección de pies a cabeza.

En ese mismo año, AGV transformó el pensamiento convencional no solo en su cabeza, sino en todos los aspectos, anunciando un nuevo planteamiento técnico integrado de diseño y construcción denominado AGV Extreme Standards, que expresa su diseño alrededor de la cabeza del piloto y no alrededor del casco. Los resultados hablan por sí solos, con mejoras tangibles y medibles por lo que respecta a protección, ajuste, confort, fiabilidad e impacto ambiental. El Pista GP fue el primer casco Extreme Standards lanzado a la fama internacional en 2012. El diseño de todos los cascos actuales de AGV sigue el planteamiento AGV Extreme Standards.

Como miembro del Grupo Dainese, AGV se benefició de una importante inversión en 2015, cuando Investcorp, uno de los principales proveedores globales y gestor de productos de inversión alternativa, adquirió una participación del 80% para respaldar nuestra constante expansión internacional e innovación de productos.

En 2017 nuestro viaje de 70 años sigue adelante, con un tesón incesante por lograr nuevos objetivos en cuanto a prestaciones y seguridad, viviendo los valores que siempre han distinguido a AGV y a su excelente reputación demostrada en la pista y en la carretera.

Utilizamos nuestras cookies y las de terceras partes para mejorar tu experiencia de compra, analizando la navegación del usuario en nuestro sitio web. Si continuas navegando, aceptas el uso de estas cookies. Para más información, te rogamos leas nuestra Cookies Policy